Al navegar por esta web acepta la utilización de cookies para publicidad, análisis y personalización
RSS Clinicas Veterinarias Terán >> Noticias
facebook
twitter
youtube
flickr
blog


Primeros Cuidados


18 de Agosto de 2011
Ya tengo a mi gatito, ¿y ahora?
¡Comienza la diversión! En primer lugar has de tener en cuenta que los gatos son curiosos por naturaleza, eso no significa que debas refrenar este estilo de vida, sino que tienes que estar preparado para convivir con él.

Para empezar hay que ponerle un nombre, si es corto mejor porque así al gatito le resultará más fácil reconocerlo. Imprescindible:
  1. Un recipiente para la comida y otro para el agua, mejor si son de cerámica o de acero inoxidable.
  2. Un collar adecuado al tamaño de tu gatito, debe ajustarse dejando un espacio de 1 ó 2 dedos entre el collar y el cuello.
  3. Un cepillo apropiado para la longitud de su pelo.
  4. Una cama mullida que puede ser de toallas y mantas, ten en cuenta que si la sitúas en un lugar acogedor animarás a tu gatito a dormir en ella.
  5. Una caja de arena absorbente que debe colocarse en un lugar accesible pero lejos de donde esté la comida del gatito.
La adaptación a su casa.
El gatito debe adaptarse a su nuevo hogar, por lo que debes tener en cuenta las siguientes recomendaciones:
  • Los gatos no sólo arañan para afilar sus uñas, sino también para marcar su territorio y como ejercicio. Lo mejor es tener un tronco y cuando veamos que está arañando algún mueble o cortina, situarlo frente al tronco para que así esté entretenido. Es mejor animarle a hacer lo correcto que castigarle.
  • Si lo encontramos saltando por alguna zona por donde no queremos que lo haga, lo mejor es llevarlo a un área dónde sí le dejamos estar y darle cariño.
  • No es extraño que el gatito orine fuera de su caja, en muchas ocasiones esto significa que no está lo suficientemente limpia para él. Con limpiarla y cambiar la arena será suficiente. Si tienes varios gatos es mejor que cada uno tenga su caja.
  • Es mejor guardar en un lugar bien cerrado cualquier material venenoso o peligroso y las bolsas de plástico, así evitarás que tu gatito pueda envenenarse o ahogarse.

(C) Clínicas Veterinarias Terán 2011 | Todos los derechos reservados | Aviso Legal